Poesia, pensamientos y reflexiones.

El desván del poeta.

                                                                ¡Oh tiempos idos!

                                                         aquellos cual topo viviera

                                                          en conocimientos definidos

                                                             amarrado a mis ideas.

 

                                                    No aceptaba de buen grado otra tierra

                                                    que en la que se me había inculcado

                                                             cual topo yo, la ignorada

                                                               luz del día me tenía

                                                          ciertamente sin cuidado.

 

                                                           No hay nada allá afuera

                                                             que atención requiera

                                                         mi acerado lema de carballo.

 

                                                                No hay nada afuera

                                                                 que saber yo deba

                                                             abundante ignorancia mía

                                                                como flores porta mayo.

 

                                                               Pero interiormente yo temía

                                                       y por lo cual me mantenía enclaustrado

                                                          encontrar una verdad que no sabía

                                                         o algo grandioso por mi ignorado.

 

Temor funesto a mi corazón anclado

evidenciar por mí lo impensable

que al error me hallara encadenado

y vivir allí plácido y laudable.

 

Más orgulloso yo por mucho tiempo

creía que la razón mi patrimonio era

más las creencias son hojas al viento

arrastradas de aquí a donde quiera.

 

Pero abreviemos mi tedioso asunto

y entretejamos de una vez el verso.

 

Una vez, claro es el recuerdo

un día normal tornase extraño

extrañamente extremo

que mi alentado ver no percató misterio.

 

Disculpe mi lector querido

si estos versos no adorno con la acostumbrada rima

ya después será.

 

Allábame pues en ese día nombrado

un apreciable amigo en mis manos

púsome un libro que permitidme

que me guarde el distintivo

como libro sin sustancia lo juzgué.

 

Era información que se salía

de mis mentales filamentos

cual topo segado a la razón estaba.

 

¡Aburrido! ya sé lo que dice

poca cosa le tomé

más los estatutos del cortés

impedían evidenciar mis sentimientos.

 

Yo como muchos otros suponía

que falso era lo ignorado

y si cierto era lo tendría

enteramente estudiado.

 

¡Falsa mi suposición entera!

creer que solo lo que sé es verdadero

necio topo les recuerdo que era

igual o más tal vez sin remedio.

 

Me propuse pues a estudiar el tema

creyendo no encontrar nada que impresión

me diera, y francamente confieso

no recordar algo que mayor atención pusiera.

 

Las horas desfilaban con pausado ritmo

cayendo de la obscura eternidad sin sellar

repitiendo en el tiempo el compás mismo

ignoradas por mi mente nebular.

 

¡Que aburrida vida aquella!

que carece del llameante misterio

existencia vacía sin ella

conformada por el tedio.

 

Todo el mundo da por hecho lo existente

por esas filas mi vida fluyó

definiendo a la vida y a su gente

por eso el saber murió.

 

Definir es delimitar el vuelo del codorniz

limitar es obstaculizar el rumbo del viento

una mente obstaculizada jamás será feliz

ni esta vida ni en otro tiempo.

 

Ahora me pregunto

¿Cuántos como yo andaba

no andarán pensando?

que la vida no les reserva algo ignoto

y andan por el mundo fantaseando

que su saber no es nada poco.

 

No recorras por capricho o temor un camino

raído por las chanclas de cualquiera.

 

No es mi propósito rimas ofensas

ni estrofar lamentos

ni herir con arte de vuestras ideas el sustento

solo decirte querido amigo que allá afuera

hay algo más.

 

No es mi norte querer pasar por sabio

ni ceñirme la camisa del saber

solo busco rasgar el sudario

y encontrar el misterio

por haber.

 

 

Cruza la frontera, decídete,

no reduzcas tu saber a los que otros lo han limitado

porque no hay letras sin causa

ni provecho que carezcan.

Adonaí Beard Sánchez

 

Visitas: 134

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Poesia, pensamientos y reflexiones. para añadir comentarios!

Participar en Poesia, pensamientos y reflexiones.

Comentario por isabel rizzo el diciembre 6, 2016 a las 3:29am

Uyyy, recién te descubro!

Que maravilla lo que escribís y como lo hacés!!!!!!!!!

Comentario por Enrique Nieto Rubio el noviembre 2, 2016 a las 8:47pm

PRECIOSO TU POEMA AMIGO 

SALUDOS . 

Comentario por Josefa Alcaraz Martínez el octubre 28, 2016 a las 5:59pm

Excelente aporte amado Poeta Adonai...

Gracias por ser y exixtir, por estar aquí

Y tus hermosas letras compartir.

Comentario por Caridad Yolanda Corzo el octubre 24, 2016 a las 10:06pm

Buenas letras, para inducir a algunos a encontrar en la lectura la ciencia del saber, tan necesaria en la vida; una buena lectura es un maestro que nos guia en la vida. gracias por tus letras. Saludos

Comentario por oscar.barrientos.rojas el octubre 24, 2016 a las 3:18pm

      Hola Buenos Dia  Realmente hermoso Poema....Felicidades y mucho Exito......

Comentario por Beto Brom el octubre 24, 2016 a las 11:52am

Interesantes tus líneas, amigazo, dan para reflexionar, y ello es positivo.

Shalom

Comentario por celeste hernandez el octubre 24, 2016 a las 7:38am

Comentario por celeste hernandez el octubre 24, 2016 a las 7:37am

GRACIAS ADONAI :

Cruza la frontera, decídete,

no reduzcas tu saber a los que otros lo han limitado

porque no hay letras sin causa

ni provecho que carezcan.

Comentario por LUIS GONZALO MACHADO SÀNCHEZ el octubre 24, 2016 a las 2:01am

Tiernamente sensible y de reflexiòn profunda con el sentir de la añoranza, felicidades un càliudo abrazo con todo afecto

Comentario por Josefa Alcaraz Martínez el octubre 22, 2016 a las 10:51pm

Un placer volver a leer Adonaí Beards Sánchez
"Dios es el Señor".
Díselo con todo tu corazón.


© 2019   Creado por Yoli.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio