Poesia, pensamientos y reflexiones.

El desván del poeta.

Las palabras que tú evocas.

Están todas aquí tratando de encontrarte,
en busca de un día desprovisto de ocaso
que sepas que nunca han dejado de buscarte
con aplomo de aurora que avanza paso a paso.

Tú permaneces firme, sinuosa y erguida,
álamo en la planicie, recodo en la corriente,
infinita en el tiempo, umbral que me convida
a adentrarme en tu alma, y hacerme residente.

No puede regresar, lo que nunca a partido,
las palabras están vivas, aunque acabe la tarde,
son como las brazas que dentro del horno arden
y que solo se apagan cuando les llega el olvido.

Tantas palabras tiernas, doradas como filigranas,
entregadas con cariño, y entre versos apacibles,
palabras con mucha fuerza y dichas con muchas ganas
intimas como el alma y como la piel tangibles.

Las palabras fueron cartas enviadas con el viento,
es que aún no encuentro otro medio o mecanismo
pero yo te aseguro llevan mucho sentimiento
y si las buscas veras una réplica de mí mismo.

Fraguadas de temblores, de fragancias, de aliento,
son las mismas que en tus versos rememoras
memorias de un gran amor lleno de sentimiento
que si volvieras a leerlas de seguro te enamoras.

Nunca detendrás el flujo de mis palabras queridas,
porque en ellas te he mandado los pedazos de mi vida.

Jesús Quintana Aguilarte.

Visitas: 121

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Poesia, pensamientos y reflexiones. para añadir comentarios!

Participar en Poesia, pensamientos y reflexiones.

© 2018   Creado por Yoli.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio