Poesia, pensamientos y reflexiones.

El desván del poeta.

Me vistieron de Cholita


Jamás pensé cinco años atrás, que aceptar en mi laboratorio al peruano Blas Puma resultaría en una de las experiencias más intensas de mi vida. Puma llegó tímido a mi oficina y asomó su rostro absolutamente inca entre la puerta y la pared adyacente a mi computadora, lugar donde acostumbro pasar largo tiempo en mis labores de investigación científica.


Puma deseaba desarrollar su tesis en electroquímica en uno de mis proyectos con drogas contra el cáncer. Puma no leía inglés y su español me resultaba difícil de entender. Lo entrevisté, y con mucha renuencia le dije que lo pensaría. Mi grupo de investigación se había hecho muy grande y
acostumbro ser muy estricta al escoger otro miembro. -Lo pensaré, joven- le dije, -ya le avisaré mi decisión.
Desde ese día comenzó su persecución. Puma se convirtió en mi sombra. Si salía del cuarto sanitario, allí estaba Puma esperando mi respuesta, si iba a la cafetería, allí estaba Puma, si sonaba el teléfono era Puma. Jamás conocí otra persona más tenaz y persistente. Finalmente le acepté en el grupo, no sé si como premio a su tenacidad o por librarme de su sombra perturbadora.


Resultó excelente adquisición, investigador muy trabajador y dedicado. Hace dos meses completó la parte del proyecto que le asigné. Ya tiene su título de postgrado y se ha traído a su esposa y dos niñas con ojos oblicuos a la Isla. Desea vivir aquí con su familia.
Cuando Puma se enteró de mi viaje de vacaciones a Perú apareció con toda su prole a mi casa. Deseaba darme el teléfono de su hermano. Las niñas lo miraban todo como si mi casa fuera un museo de extraterrestres. Me miraban a los ojos con sus ojos oblicuos y de un color negro penetrante, me tocaban la piel, los rizos del cabello, los brazos. Como encantadas, se pusieron mis gafas de sol, se probaron mis
colores rojos para los labios, mis tacones altos, mientras Puma con una sonrisa de orgullo y satisfacción me hablaba sobre el trabajo que acababa de conseguir gracias a unas referencias que le diera al graduarse. En sus ojos tenaces podía leer una avasalladora mezcla de agradecimiento y orgullo que me conmovieron hasta el alma.

Le prometí llamar a su hermano al llegar a Cuzco. Al despedirlos quise darle un beso y retrocedió haciendo efluvios y vahos orientales que me dejaron en total desencajo.


Al llegar al Cuzco llamé a Puma II. Digo Puma II porque al verle llegar esa noche al recibidor del hotel donde me alojaba, me pareció tan idéntico a Puma que corrí a darle un beso de alegría,
costumbre caribeña poco usual en los altiplanos de Sur América. Esta vez fue Puma II quien retrocedió, quedando en total confusión, mientras yo, en remolino, le daba información de su hermano.
Puma II se había quedado parado en medio del Lobby con un paquete en sus manos. No recuerdo haber observado una persona más caballerosa en mi vida, ni siquiera a mi amigo Lord Kensington en Londres. En absoluta posición militar, como si llevara la bandera nacional doblada en sus manos, con movimientos simétricos y firmes, adelantó tres pasos hacia mí, y con un brillo extraño en los ojos me dijo:
- Señora Carmen, reciba esta manta confeccionada por nuestra madre en agradecimiento y profundo respeto por la ayuda brindada a nuestro hermano en Norte América.


Al recibir la manta me envolvió una sensación que no puedo describir. Sentí que recibía algo sagrado, algo lleno de magia y vida, de luz y amor, de ternura, de lágrimas de madre, de emoción de hermano, de dolor de adioses, de distancias y sufrimientos contenidos. Un nudo se apoderó de mi garganta, la manta ardía entre mis dedos, el fuego de las horas invertidas en bordarla, las manos arrugadas de la madre, la sal en los ojos oblicuos de Puma II se mezclaban con mi vida, con mis canceres por curar, con los labios rojos de las cholitas de Puma pintados en mi habitación, con las pulsaciones del corazón de dos Pumas abrazados en la distancia. Y me correspondía a mí recibir tanto, y yo allí parada sin saber que hacer, abrazada a la manta tejida. No sabía si besarla o ponérmela sobre la cabeza.


Pasaron uno minutos que me parecieron eternos, pero cuando al fin pude darle las gracias y moverme, Puma II tomó de nuevo la manta y me la acomodó con mucha reverencia sobre los hombros, haciendo un nudo perfecto y mostrándome en el reflejo de un cuadro de la pared, como es que las cholitas cargan a sus guaguas en la espalda, mientras labran la tierra.


El cristal me devolvió la imagen de una cholita alta y rubia, y esa cholita era yo.
Carmen Amaralis Vega Olivencia
www.carmenamaralis-vega.com.ve ;

Visitas: 38

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Poesia, pensamientos y reflexiones. para añadir comentarios!

Participar en Poesia, pensamientos y reflexiones.

Comentario por Carmen Amaralis Vega Olivencia el enero 25, 2020 a las 1:49pm

Mi querida Celeste, amiga, si supieras que utilizo la manta para cubrir una silla que es también otro tesoro, y no sé hacerme el lazo en la espalda, si conociera alguna peruana le pediría que me hiciera el lazo y me retrato y te lo envío, ok, gracias por tener siempre tan hermosas palabras para mí, bendiciones, Amaralis

Comentario por celeste hernandez el enero 25, 2020 a las 4:56am

Que linda deviste de verte...Foto, foto, foto....je,jeje quiero una foto tuya así...Gracias por la belleza de tus viajes y por compartirlo.Celeste.

Comentario por Carmen Amaralis Vega Olivencia el enero 21, 2020 a las 7:05pm

Gracias mil Críspulo, bendiciones 

Comentario por Carmen Amaralis Vega Olivencia el enero 21, 2020 a las 7:04pm

Muchísimas gracias José Antonio, sus palabras son muy sentidas, bendiciones 

Comentario por José Antonio Sifuentes Jaimes el enero 21, 2020 a las 6:25pm

Amiga Carmen solo te puedo decir, que has experimentado algo maravilloso, el tener contacto con estas personas, nunca imaginaste lo que resultaría al haber aceptado en tu grupo a aquel cholito que resulto ser una persona sin igual, gracias por relatarnos tu experiencia, que tengas un día pleno de luz, calor y mucha alegría, te lo digo conmovido por tu relato.

Comentario por Críspulo Cortés Cortés el enero 21, 2020 a las 6:20pm

EL HOMBRE DE LA ROSA-  

PARA CARMEN AMARALIS VEGA OLIVENCIA

Este remedio natural contra cualquier tipo de cáncer y mejora genética ha sido descubierto por amigo botánico de Brasil que lo mantiene en secreto.

Su fama se extiende cuando dice:

Curo el cáncer y cualquiera puede hacerlo, sin milagro alguno, se trata simplemente de aplicar plantas que produce nuestra madre naturaleza.

Antes de darles la formula de la receta quiero hablar sobre mi experiencia personal sobre la pócima.

Tengo conocimiento de las personas curadas después de beber el brebaje, a las cuales daban un mes de vida al padecer diversos tipos de cáncer terminal.

El conocimiento de las virtudes del medicamento totalmente natural, tengo que hacerlo público para que el que tenga alguien con la terrible enfermedad pueda prepararse la receta y lo pueda tomar sin peligro alguno.

Verán el resultado a la semana de tomárselo, se lo aseguro, porque es algo que actúa rápidamente.

Fórmula para hacer el preparado anti cancerígeno:

* 1/2 kilo o un litro de miel pura de abeja. 

* Dos (2) hojas grandes o tres (3) pequeñas de una planta llamada Sábila (en otros países se conoce como ALOE) · 

* Tres (3) cucharadas grandes de coñac, whisky, tequila o  cualquier aguardiente

El alcohol se usa como vaso dilatador.

Se quita el polvo y las espinas a las hojas de Sábila (aloe).  

Se cortan éstas en pequeños trozos.

Luego se introducen los trozos, antes citados, en una batidora eléctrica o licuadora.

Se bate todo hasta que se forme una pasta viscosa y ya está lista para tomar.

Se puede dejar fuera de la nevera o en el frigo.

No deberá quitarse la cáscara a la Sábila (aloe), ni colar el remedio.

El botanico dice que debe tomarse: 

Una cucharada sopera grande,  tres (3) veces al día, 15 minutos antes de cada comida.

Esto debe  hacerse por 10 días seguidos.

Hay que agitar el preparado antes de cada  toma.

Advierto qué si después de tomarlo salen pequeños abscesos en la piel, es un síntoma de curación.

Y si después de la primera toma no se han obtenidos los resultados deseados tienen que repetir la misma toma después de realizar los exámenes pertinentes para ver si el tumor sigue igual

Tomar 4 veces más, hasta la curación total.

Desde hace más de seis años que el amigo Botánico está usando la receta, con óptimos resultados.

Ha curado a muchas personas en Belén y afirma que no sólo cura el cáncer sino que también lo previene

Cura todo tipo de cáncer, de piel, de cerebro, pulmón, próstata, leucemia, etc.

Cabe hacer mención, que no sólo sirve para curar el cáncer, también es un restaurador de células, porque sirve para reforzar el sistema inmunológico.

 

REGISTRADO EL ORIGINAL DE LA PÓCIMA

El HOMBRE DE LA ROSA

Comentario por Carmen Amaralis Vega Olivencia el enero 21, 2020 a las 5:47pm

Críspulo, gracias mil por tan generoso comentario que me llena de satisfacción, le escribo a su correo por su fantástica oferta, bendiciones, Amaralis

Comentario por Críspulo Cortés Cortés el enero 21, 2020 a las 5:31pm

Querida Carmen me siento transportado al centro del corazón de las personas que te han rodeado en este generoso y extraordinario relato, pleno de profesionalidad, responsabilidad y agradecimiento, a la extraordinaria humanidad de la Madre de Puma, al reconocer con ese humilde y laborioso obsequio el reconocimiento de la gente de su misma sangre en Cuzco.

Estoy leyendo entre letras que investigas ó investigaste para controlar las enfermedades cancerígenas y para ello si de verdad lo quieres puedo enviarte un preparado natural contra el cáncer que me dictó un amigo Botánico que trabaja en las selvas de Brasil.

Si lo deseas mandame tu correo personal para ver como debes prepararlo y tomarlo sin dejar el tratamiento médico habitual.

Mi correo es: crispulorufinocortes@gmail.com

Comentario por Carmen Amaralis Vega Olivencia el enero 21, 2020 a las 2:53pm

Jajajaja, gracias Beto, esta cholita rubia te tiene a ti mucho cariño, amigo del alma, bendiciones, Amaralis

Comentario por Beto Brom el enero 21, 2020 a las 8:23am

Me emocionó y conmovió el relato. Con cuanto cariño lo cuentas...

Gracias por compartirlo

Abrazotes cholita

© 2020   Creado por Yoli.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio